Turismo Prerrománico > APOCALIPSIS DE VAL-DIEU

APOCALIPSIS DE VAL-DIEU

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)

Notas Previas

  • Referencia: Librería Británica, Londre Ms. 17333
  • Dimensiones: 325 x 225 mm.
  • 198 páginas  de pergamino. escritos en latín y en francés.
  • 83 miniaturas enriquecidas con oro.

Entorno histórico

El Apocalipsis de Val-Dieu, creado en Normandía hacia 1330, forma parte de un pequeño grupo de cuatro códices apocalípticos de gran calidad, todos de la misma época y zona, con la particularidad de que es el único que incluye su traducción al francés.

Este manuscrito ilustrado sorprende por su excelente estado de conservación. En cuanto a su historia, no se conoce su origen aunque sí se sabe que procede del Norte de Francia, posiblemente de Normandía. Solo sabemos que en el siglo XVII estaba en la biblioteca de la Cartuja de Val-Dieu, ya que tiene su exlibris en el primer folio y que el anticuario e hispanista inglés Tomas Rodd lo vendió al British Museum en 1848.

Descripción

Manuscrito que además del texto del Apocalipsis de San Juan de Patmos incluye el comentario de Berengaudo. Consta de 108 páginas de pergamino, con un tamaño de 325X 225 mm, que incluye 83 imágenes de media página en colores dorados sobre fondos decorados, algunas con bordes foliares parciales que contienen aves y animales, iniciales enmarcadas en colores o doradas sobre motivos coloreados y texto en letra carolina en latín y en francés. En cuatro de los folios se ha eliminado la parte superior, es decir, las imágenes, quedando únicamente el texto de la parte inferior.

El de Val-Dieu, como los Apocalipsis de Metz, de Lambeth y de Gulbenkian, también creados en el noroeste de Francia y también de gran calidad, con los que forma un conjunto extraordinario entre los apocalipsis bajomedievales, está relacionado con el Pontificio de Guillaume de Treville y su programa iconográfico basado en los apocalipsis ingleses de mediados del siglo XIII, de los que se diferencia por una forma diferente de presentar la concepción de las figuras y las escenas de mayor realismo, que otorgan una gran concreción a las imágenes fantásticas del Apocalipsis, con una técnica depurada y una perfecta combinación de colores en la que destaca la calidad de las tonalidades pictóricas de sus miniaturas, extremadamente sofisticadas, ricas en matices y de gran realismo en el retrato de los personajes, en los que los que se utilizan tonalidades cromáticas sorprendentes y delicadas, que se combinan entre ellas con gran sentido estético.

De los cuatro, el Apocalipsis de Val-Dieu es el de corte más clásico, el más próximo a la estética del románico. Impresiona por la pureza de sus dibujos, los contornos verdaderos, el cromatismo brillante y delicado de las escenas ilustradas, así como la belleza del diseño y la extraordinaria legibilidad de su caligrafía.

 

Compartir en:
Imprimir