Turismo Prerrománico > Países > España > SANTA MARÍA DE MIXÓS

SANTA MARÍA DE MIXÓS

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (6 votos, promedio: 4,67 de 5)

Notas previas

  • Fue declarada monumento histórico-artístico en 1931.
  • Es mencionada en un documento del siglo XII en el que es donada al monasterio de Celanova, al que perteneció hasta el siglo XVI, cuando fue comprada por el conde de Monterrey.
  • Fue restaurada entre los siglos XV y XVI, quizá al cambiar de propietario. Posiblemente en esa época se sustituyó su estructura de tres naves por la de nave única, incluyendo la nueva forma de cobertura.

Descripción

Santa María de Mixos: Vista del costado surSituada en una posición elevada al borde del camino de la plata entre Monterrei y Laza, en un lugar que antiguamente se llamaba Moixelos, se encuentra esta pequeña iglesia, que en la actualidad consta de una nave rectangular, con un único acceso en el costado sur a través de un arco ojival, y de una cabecera de tres ábsides de traza exterior rectangular, sobresaliendo ligeramente el central, cubierto por tejado a dos aguas, de los laterales, de menor altura y con tejados de un sólo plano.


La cabecera, construida a base de sillares muy bien tallados, dispone de una pequeña ventana en cada ábside, muy estrechas, con gran derrame interior y terminadas en un pequeño arco de herradura tallado en una piedra y decorado con un reborde exterior que lo circunscribe. Su testero recuerda al de San Miguel de Escalada y San Cebrián de Mazote, aunque en Mixós, como en Santa María de Wamba no aparecen los contrafuertes habituales del arte asturiano, pero a diferencia de Mixós, en Wamba los ábsides laterales tienen cobertura a dos planos.


Originalmente se trataba de una iglesia de planta basilical de tres ábsides y tres naves, algo más ancha la central que las laterales, separadas por arquerías de herradura, de las que aún se puede observar el arranque del primer arco del lado sur de la nave central. Los tres ábsides tienen planta en forma de semicírculo prolongado y se accede a ellos por tres arcos de herradura prolongados en 2/7 del radio. Están cubiertos por bóvedas de ladrillo en cuarto de esfera que arrancan sobre una imposta, también de ladrillos dispuestos en tres líneas, en forma de diente de sierra la central y en filas horizontales las exteriores. Los altares de los ábsides norte y central están soportados por aras romanas, con una inscripción dedicatoria a una diosa lusitana precristiana en la situada en el ábside central.


Las tres naves originales han desaparecido, siendo sustituidas posteriormente por la que existe en la actualidad, para lo que parece que se reutilizó parte de los muros exteriores originales, cubriéndola con una techumbre de madera a dos aguas. Se supone que originalmente tampoco estaría abovedada ya que no han aparecido restos de contrafuertes.


A pesar de que los arcos de los ábsides se aproximan más al módulo visigodo que al mozárabe y de que su cabecera, exteriormente recta y tripartita con la parte central algo destacada, nos habla de una influencia asturiana, todo lo que nos queda de Santa María de Mixós nos hace pensar que se trata de una construcción mozárabe de la primera mitad del siglo X.


Santa María de Mixos: Vista parcial del testeroEn efecto, su estructura, a base de sillares bien cortados y colocados en hilaras horizontales, así como la no existencia de contrafuertes, la distancian significativamente del arte asturiano. Además en toda la construcción aparecen los arcos de herradura, no sólo en las ventanas, sino también en los accesos a la cabecera. Otro hecho que ayuda a considerarla como iglesia del siglo X es que la puerta principal, aunque muy modificada, se encuentra en el costado sur, algo habitual en las construcciones mozárabes.


Más significativo es el análisis de los ábsides, ya que además de tener planta de forma de círculo prologado, algo muy poco habitual en la arquitectura visigoda e inexistente en la asturiana, su cobertura, a base de cúpulas de cuarto de esfera, no tiene precedentes en el arte asturiano y sólo casos aislados en el visigodo.



Conclusiones

Santa María de Mixos: Vista parcial de la cabeceraA falta de un estudio arqueológico de la iglesia y su entorno y el correspondiente análisis de sus paramentos, que nos podrían completar la información existente hasta el momento, podemos imaginar que sería una iglesia de planta basilical de tres naves, separadas por arquerías de herradura, sobre pilares de una estructura semejante a los de separación entre los tres ábsides, ya que no aparece ninguna señal de columnas ni capiteles en todo lo conservado. Las naves laterales serían de menor altura que la central, como se puede observar a simple vista en los paramentos interiores de los muros, de muy diferente estructura a partir de una altura próxima al arranque de los arcos de acceso a los ábsides laterales, y estarían cubiertas por techumbre plana, como la central, aunque en este caso sería a dos aguas.
En resumen, podemos considerar a Santa María de Mixós dentro del amplio grupo de iglesias de planta basilical de tres naves separadas por arquerías de herradura y tres ábsides con testero plano, heredado de la arquitectura asturiana, que fueron adaptando de distinta forma el modelo asturiano durante la repoblación de los territorios situados al norte del Duero a lo largo del siglo X. De todas ellas parece ser una de las menos influidas por el arte islámico, tanto por las proporciones de sus arcos de herradura, prolongados sólo 2/7 del radio como por la forma de cobertura de los ábsides, mediante bóvedas de cuarto de esfera, habituales en la arquitectura romana y no utilizadas en el resto de las iglesias del grupo, en las que encontramos algunas bóvedas de cañón y la mayoría de tipo andalusí.
Estas especiales características, unido a la existencia de varias aras de época anterior, parecen indicar que, de todas ellas, es la que ha conservado una mayor influencia de la arquitectura romana, que había estado muy extendida en Galicia y de la que podía haber restos en esa zona.

Otra información de interés

Forma de Acceso: A la salida de Orense dirigirse a la A-52 y tomar dirección Benavente-Madrid. Continuar por la A-52 durante 49,8Km. Tomar la salida 173 y continuar por la N-525, pasando por Albarellos y Pazos, hasta Verín, seguir por la OU-1021, pasando por Pousa hasta Mixós. La iglesia está dentro del pueblo, a la izquierda, en posición elevada.
Coordenadas GPS: 41º 57′ 44.68″N 7º 27′ 16.03″W.
Horarios: Concertar la visita con Nelson, persona que enseña la iglesia. Teléfono: 639 709 975.

 

Bibliografía

Imagen del Arte Mozárabe; José Fernández Arenas
SUMMA ARTIS: Tomo VIII
L’Art Préroman Hispanique – L’Art Mozarabe: ZODIAQUE

Portales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Compartir en:
Imprimir